3

Subvención del Cabildo Insular de Tenerife para el Mercadillo de Tegueste

El Mercadillo del Agricultor y del Artesano de la Villa de Tegueste acaba de recibir una subvención por parte de Cabildo Insular de Tenerife para la promoción y mejora de la competitividad de los productos agroalimentarios destinados al mercado interior. La cuantía de la subvención, que alcanza los 2.000 euros, se destinará para la  promoción y mejora de la comercialización.

El proyecto presentado a mitad de 2010 y que ha sido subvencionado por la Corporación insular busca la mejora de la competitividad y de la visibilidad del Mercadillo del Agricultor y Artesano de la Villa de Tegueste donde los agricultores, artesanos, reposteros, queseros, apicultores, etcétera tienen un punto de venta directa de sus productos todos los fines de semana del año.

El  crecimiento que ha experimentado el Mercadillo de Tegueste en cuanto a número de agricultores, artesanos, reposteros, queseros, apicultores y demás que comercializan sus productos ha sido bastante destacado, al punto de que hoy en día no se está pudiendo dar cumplimiento a las solicitudes de incorporación pendientes al no disponer de puestos de venta habilitados. Por ello, se está trabajando en otras líneas de financiación, en colaboración con el Ayuntamiento de la Villa de Tegueste, para la ampliación y mejora de la instalación municipal y así satisfacer esta demanda. Además, la asistencia de público al Mercadillo ha crecido, registrándose cifras anuales superiores a los 110.000 visitantes.

La consolidación del Mercadillo de Tegueste, por tanto, se asienta sobre estos dos pilares. Por un lado, el crecimiento de la oferta, tanto en cantidad como en calidad y, por el otro lado, por el de la demanda con un mayor número de visitantes/compradores. Por ello, esta subvención, concedida por el Cabildo de Tenerife, reforzará las acciones de promoción y la mejora de la comercialización a través de una mayor visibilidad comercial facilitando el conocimiento de este Mercadillo de un mayor número de potenciales consumidores.

Con todas estas actividades de promoción y mejora de la comercialización se buscará también un posicionamiento estratégico y diferenciador y un valor añadido para los hombres y mujeres que quieren dar salida a sus productos al hacerlos más competitivos.